Este tipo de almohadas se confeccionan con tres compartimentos totalmente independientes.

El núcleo central se rellena con saquitos de copos calibrados de látex con el fin de ofrecer un buen grado de soporte. Cada persona puede regular la firmeza de la almohada introduciendo  o sacando saquitos del interior.

Los compartimentos exteriores están rellenos de Plumón, para transmitir el tacto y suavidad que sólo este producto es capaz de ofrecer.